Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 24 de agosto de 2011

El Papa visita España

Vaya agosto movidito que se han comido algunas redacciones. Lo primero, mis condolencias a los becarios que se han tragado todos esos marrones por una mierda de sueldo, con esto se han ganado el cielo. Y hablando de cielo, hablemos de la reciente visita del llamado Sumo Pontífice a esta nuestra tierra.

Mi intención es, esta vez, polemizar lo menos posible, aunque reconozco que el tema me ha cabreado (y aún cabrea) bastante.
Aclaro por mi (y por todos mis compañeros y por mi el primero) que los que estamos en contra de que viniera este señor (no sólo los de la manifestación LAICA, que no antipapa) no lo estamos porque el tío nos de miedo, que también, ni porque seamos unos radicalesdeizquierdaantisistemaprotestaportodo, sino por el doble rasero que usamos en este país y en esta Comunidad especialmente. Que Benedicto equis uve palito, decide visitar nuestro país como Jefe del Estado Vaticano, no problem at all, pero resulta que viene como representante de una institución, la Iglesia Católica (a mi juicio retrógada, obsoleta y mil cosas más que no diré por no liarla parda)a la que se confía un "derecho extraordinario" gracias a que nuestra Constitución recoge ese vínculo "especial que nos une" marcado por el Estado aconfesional que somos (desgraciadamente no laico).
Y digo yo, y si decidimos organizar la JMJ 2012 (Jornadas Musulmanas de la Juventud), ¿qué pasaría? Ya os lo digo yo, que se arma la marimorena y ponemos, nunca mejor dicho, el grito en el cielo.
Reitero, me jode el doble rasero, pero me jode también que, lejos de ser algo más objetivos, justos o como quiera que le llamemos, ALA! reducción de tarifas en el metro y alfombra roja a los peregrinos. ¿Y qué pasa con los parados de la Comunidad de Madrid? Anda y que les den por culo y paguen impuestos que alguien tiene que pagar la visita!!
Oye, pero que esto también pasa cuando España gana la copa del mundo!-dicen algunos-. Sí, la diferencia, es que eso es un día y esto ha sido una semana entera! (Y que yo sepa a mi no me han regalado el billete de metro en esas ocasiones...).
Todo el mundo tiene derecho a profesar su religión y a pasearse libremente por donde quiera! -claman otros (Sí, y siempre desde el derecho y el respeto a los demás, si voy en el metro y me dais por culo cantando me jode igual que cuando los borrachos después de un partido tocan la bubuzela).
El día del orgullo gay también se llena todo de mierda y se montan follones! (otro argumento). Correcto, pero de nuevo es sólo un día y, la diferencia con el JMJ, al que sólo va una minoría sectaria, es que a ese evento no sólo van gays, lesbianas y transexuales sino que también acudimos los que somos más heteros que Bertín Osborne...
Y se me ocurren mil argumentos más a rebatir, pero la conclusión va a ser siempre la misma, así que sólo me queda decir: Respeto sí, pero para todos...Gracias.